¿cara o cruz?

bkcwb7itxkfvxtfb

 

¿Cómo se responde a esto? A ver, amago respuestas y empiezo con mi juego de ludopatías…:

Resp.1.- “El Tonto”:
Definitivamente Cara porque yo con la Cruz -no importa si la acepción viene o no al caso- no quiero saber pero lo que es absolutamente un comino con fresas -por aquello del agnosticismo si alguien no “cactó”-.
R: Cara

Resp.2.- “El Filosófico”:
En el albor de mi juventud, basaba mi existencialismo, dando con orgullo la Cara a la vida, en el hecho de que allí las cosas eran o bien blancas o bien negras y en el contexto la Cruz quedaba excluida ya que mi toma de partido, como dije, fue darle la cara al mundo ¿…?
R: Cara

Resp.3.- “El Maduro”
Bueno, dado que en este mundo, el que dicho sea de paso está pletórico de matices en todos los aspectos de la vida, es menester ir al compás de las mareas siendo a la vez, unas Cara, y otras, Cruz. (El canto para la siguiente).                   

R: Cara y/o Cruz (no son excluyentes)

 

Resp.4.- “El Interesante”
También llamada La “Teoría de la Exclusividad del Comportamiento Diferencial”, que reza y promueve el total individualismo “segregacional” (y generacional) de sobretodo, la mujer, a efectos de no tropezar con la misma piedra de nuestras “ancestras” madres y abuelas (no olvidar las clásicas tías-abuelas por favor) en aquello de cargar con la Cruz del matrimonio, los hijos y toda la parafernalia subyacente en dichos contratos sociales.
R: Cara

Resp.5.- “El Soñador”
Ok, así como la belleza que embarga al mundo en su conjunto es meritoria de odas y métricas con sabores y olores a bosques de azahares y alhelíes , así, es que mi amor por la humanidad toda y mi pretensión de una regencia de la Paz por siempre me obliga e imposibilita ante cualquier acto de “escogencia” de algo que en beneficio solamente mío sería darle las espaldas a la humanidad toda. Por lo que soy lo que se deba ser.
R: Cara, Cruz y Canto

Resp.6.- La mía

Seré Cruz cuando de mí del espíritu de lo soñado brote espuma de las espumas,
Seré Cruz cuando a mi costado la piedad me remilgue atención y en mis soledades la pueda escuchar,
Seré Cruz cuando los caminos del trazo de mi futuro se cuelguen, como los latigazos negros que varias veces en mi juventud me dolieron muchísimo en el alma…

y se rompan,
en vidrios y en sangres y en jirones de carnes húmedas, y en entrañas y en apóstoles ahorcados (y besados en la boca miserable)…

y se unan,
en comunión a maldades bellas… pero muy filosas las malditas;
filosas como en caridades ociosas que en mi lado de la cama y en mis ganas de crecer se ríen…

Peor aún, se ríen del Yo como hombre, como cuerpo, como una aventura que nadie soñó ni partió, y que nadie amó…. ni evisceró;
ni lamentó, como niño adulto, que aún retiene en su lamento el romántico viaje de su futuro… (en realidad ya una brutal mentira que se rehúsa -me rehúso- a asimilar.

Seré Cruz cuando destruya mi impotencia de ciudadano.

.

Cuando las mejillas se hincharon y reventaron de tanta sabia acumulada,
fui Cara.

Yo era la Cara del mundo, de mi mundo, de mi baúl secreto y hediendo,
Yo era hasta cierta forma la regla con la que midieron la repugnancia de la novia;
y de la noche, y de la noctámbula sensación de ser el centro de TU universo,
y de el de él, y de el de todos: perros, terrones, chaparrales, y orejas de pintor…

Cuánta cantidad ya obscena de arrogancia; cuánta miseria acumulada en mi piel, en mis pieles arrugadas por el delirio de tanta búsqueda infrecuente…
Sí, arrogancia acumulada en mi piel grasosa por tanto y de tanto sexo, y por las astillas respectivas, que eran perennes.

¡Cuánta arrogancia hay
en la camilla de mis hospitales más hondos y en mi ansia de volar por entre las masetas del pabellón…!

Fui, soy, y seré Cara cuando de mis hallazgos dependan las propias inquietudes,
las que abiertamente manifiestan su desahogo,
aquel desahogo de ya no pertenecer más ni a mi posibilidad ni a mi crecimiento humano (y todo lo que implica,
que es no poco).

Seré Cara hoy ¿por qué no?
Me han dado las ganas y no lo impide nadie.

Sí. Hoy seré Cara.

Aún en el Canto no he rodado

¿Estará ahí lo que busco? Quién sabe…

 

Pero ya aquello será mañana porque hoy,

hoy solo soy Cara y nada más.

 

 

 

 

cris

 

 

 

 

Anuncios

groening… brutalmente genial

magistral parodia simpsoniana del célebre cuadro de goya "jupiter devorando a sus hijas". joyas del lugar menos pensado...

magistral parodia simpsoniana del célebre cuadro de goya “saturno devorando a sus hijas”. joyas del lugar menos pensado…

KEYSER SÖZE… personaje grande

“El mejor truco que el diablo inventó fue convencer al mundo de que no existía, y así, desapareció”

De la Película “Sospechosos Comunes” (The Usual Suspects). Una joya

Un Kevin Spacey magistral logra a Verbal Kint, y este “carnéa” a Söze, a Keyser Söze…

“Verbal” Kint:

“…Keaton (Gabriel Byrne) siempre decía ‘-yo no creo en Dios, y sin embargo le temo-. Pues yo creo en Dios y la única cosa que me aterra es Keyser Söze”

 

 

 

Antes de verla nunca hubiera creído que esta película contiene uno de las mejores finales que se han hecho en la historia del cine. La vi y ahora lo sé.

 

♠ ♠ ♠ ♠ ♠ ♠ ♠ ♠ ♠ ♠ ♠ ♠ ♠ ♠ ♠

¿Estás sonriendo…? ¿Eres tú tu magia, y no la tuya?

Imagen

¿Quién eres caballero?

¡Qué bien que huele ese pan!
 
Dígame usted entonces…
-y eso que a las horas de la res que se lo digo,
a la hora del París-

Ya no importa. Fíjese nada más la importancia… verá

¡Oh, sí, París!
¡Eh! Pero qué ciudad de ciudades; 
basura en los basurales y en los basurales ¿…? 

 
Entre la idea de la belleza desconocida,
solamente se yergue mi magia sola y, muy mía ah; 
Dime tú que lees y fulminas y que me fulminas leyéndome… (Ah… te descubrí por cierto…)
Dime tú,
 
¿En serio serás feliz este día?
 
¿O tratarás de nada? Así de simple y por lo visto…
 
 
¿Qué harás con París y con su basura?
 

DON LOGAN personaje maldito

Don Logan© (Sir Ben Kingsley)

.

Don Logan:

m a l d i t o    m a r a v i l l o s o    

 e l   p e r s o n a j e…

Como diría cualquiera de antaño o de mañano (por no decir viejo/a -con todo cariño-), cuando andas por la calle paseando, “…lo que pasa es que ya no los hacen como antes…” y pues, la verdad no sabría decir si es que se equivocan o no; en todo caso me imagino que como todo en la vida es un tema relativo pasible de ser marcado como subjetivo y etéreo.

.

Tanto como se pueda estar -o sea en el otro extremo- se encuentra sólidamente interpretada la poco etérea, la maciza -pétrea para mí pero muy dúctil y personal- performance actoral (tan divorciada del teatro ¿quién lo diría?) de uno de los actores más subvalorados del cine en lo que éste lleva como elemento prominente de la escena social y cultural. Obviamente que me refiero a Ben Kingsley, ganador de un Oscar por un papel (Gandhi) bastante sospechoso, meloso y carente de la libertad interpretativa que sí es absolutamente evidente en la alucinada llamada “Sexy Beast”, o Bestia Salvaje (en español).

keep  enjoy…

Y no es que haya pasado mucho tiempo desde la irrupción (1990) en el planeta/cine correspondiente de este personaje raro e inusual – el cual es menester no solo saborear (sin interrupciones por favor y si se puede, en inglés, recomendable) sino embutir, mientras una parte del yo se animaliza hasta la cueva en esa identificación sanguínea, “alpinchista” y nostálgica (¿recuerdos de quién?) de la que Hollywood se ha estado encargando de diluir.

     

F   I   N

 

Protegido: TODAS LAS PREGUNTAS DE LADY WEST EN YAHOO!RESPUESTAS

Este contenido está protegido por contraseña. Para verlo introduce tu contraseña a continuación: